Header AD

Pensándote y desintoxicándome de ti

Llevo horas y días en desesperación, como se diría clínicamente ‘estoy en fase de desintoxicación’, mi mente me juega varias trampas y todos mis pensamientos me llevan a ti – maldita jugarreta. Frases como ‘te necesito pero no quiero necesitarte’ ‘quiero verte pero no debo’ trastornan mis sentidos, me cuestiono una y mil veces ¿qué rayos hiciste en mi?; no encuentro explicación, solo me toca fingir que estoy bien, como dice la canción de Queen “Inside my heart is breaking, my make-up may be flaking but my smile still stays on”, frase con la que me siento bien identificada, la vida tiene que seguir aunque mostremos un antifaz.

Algo que encontré sobre el estado de cómo estoy en estos momentos:
¿Desintoxicación? Si, así es. Es uno de los más duros períodos psicológicos por los que debe pasar una persona. Mientras la intoxicación (enamoramiento) se va produciendo lenta y dulcemente, adaptarse a la falta de dicha toxina es algo muy doloroso. En ocasiones, extremadamente duro.
Por fortuna, nadie se ha muerto del llamado 'mal de amores'. Si, es lógico experimentar ansiedad y todas sus secuelas: sudores fríos, imposibilidad de conciliar el sueño o despertarse en mitad de la noche, frecuentes accesos de tristeza y llanto, falta de apetito, imposibilidad de concentrarse en otra cosa que no sea la persona amada, sentimiento de culpa (todo es problema mío, yo lo hice mal), negación (me ama, pero es que no se da cuenta, seguro que ahora rectifica), autocompasión (¿por qué, por qué me pasa esto a mí, por qué tengo que sufrir tanto?) Y un largo etcétera de síntomas que apenas varían de un sujeto a otro.
Pensándote y desintoxicándome de ti Pensándote y desintoxicándome de ti Reviewed by Vivian Tomalá on 7:06:00 p.m. Rating: 5

Post AD